Raul, Gustavo y el equipo de gobierno fueron recibidos por la Unión Industrial

247

Se hizo un balance del año con un panorama alentador por el sostenimiento y aumento del empleo

El gobernador Raúl Jalil, y el intendente de la Capital, Gustavo Saadi, visitaron esta mañana la sede que la Unión Industrial de Catamarca (UICa) posee en el Parque Industrial El Pantanillo, donde fueron recibidos por la cúpula dirigencial de la organización, encabezada por su titular Carlos Muia.

Estuvieron presente, además, los ministros de Industria, Comercio y Empleo, Lisandro Álvarez; de Planificación y Modernización, Susana Peralta y de Inversión y Desarrollo, Aldo Sarquis

La visita de las autoridades provinciales estuvo enmarcada en el cierre de un año en el que la industria catamarqueña exhibe logros muy importantes, como el de haber podido sostener la producción sin ningún cierre fabril, agrandar la planta de empresas radicadas, además del sostenimiento y aumento del empleo en el sector, con 400 nuevos puestos de empleo generados en un contexto difícil con una pandemia declarada en los primeros meses del año.

Durante el encuentro se trataron los mencionados temas y el Gobernador alentó a los empresarios industriales a seguir apostando al desarrollo del sector, a la vez que renovó el compromiso del apoyo oficial a la esfera productiva, algo que este año tuvo especial énfasis con las medidas que se anunciaron en abril y que incluyeron líneas crediticias con tasas subsidiadas, exención de impuestos provinciales, y plan de fomento al empleo privado, entre otras.

El primer mandatario también fue puesto al tanto de la realización de futuras obras en el Parque Industrial que, como ya fue anunciado, será intervenido con remodelaciones que fueron consensuadas por el Ministerio de Industria, Comercio y Empleo, organismo que tiene a su cargo el polo, y una comisión UICa. En este marco se destacó la construcción de una nave donde funcionará una oficina del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI).

Un índice alentador

El encuentro entre autoridades y funcionarios se dio en un marco optimista ya que este fin de semana se conocieron estadísticas que indican una baja del desempleo en la Provincia en el tercer trimestre del año (entre julio y septiembre), y se consideró que el trabajo conjunto entre el sector oficial y la parte privada fue clave para la disminución de un 2% con respecto al trimestre anterior.

La baja al 6,8% del índice de desempleo, es la mejor del año detrás del 9,1% del segundo trimestre y el 8,6% del primero, a la vez que en la comparación interanual, hubo un retroceso todavía superior, ya que en el mismo período del 2019 el desempleo fue del 9,5%.

“Recibimos esperanzados el índice del tercer trimestre en nuestra provincia, ya que vemos que nuestro trabajo apoyando al sector privado con medidas concretas para la reactivación de la economía real, en este año tan difícil, está dando buenos resultados. Y es muy importante la respuesta de muchas empresas que apuestan al crecimiento a través de millonarias inversiones”, analizó el ministro Lisandro Álvarez.

El funcionario evaluó también los números de empleos generados en distintos sectores, en los que su Ministerio tuvo participación directa, como es el del sector de la Economía del Conocimiento, donde este año se emplearon 100 jóvenes catamarqueños.

Créditos directos a MIPyMEs

Además, el titular de la cartera de Industria, Comercio y Empleo destacó las medidas que se articulan con el gobierno nacional, como los créditos directos que se otorgan a través del Ministerio de Desarrollo Productivo de Nación, y que en Catamarca son gestionados por el ministerio provincial.

Se trata de una línea de créditos directos, sin intervención bancaria, destinada a micro y pequeñas empresas y cooperativas que desarrollen proyectos de inversión productiva nacional. La asistencia financiera cuenta con el respaldo del Fondo Nacional de Desarrollo Productivo (FONDEP).

La línea de Préstamos Directos para la Reactivación Productiva se encuentra disponible y tiene como objetivo la inclusión financiera de las micro y pequeñas empresas y las cooperativas que tienen dificultades para acceder al financiamiento bancario. Los créditos financiarán hasta $15 millones por proyecto, con un plazo de hasta 7 años, una tasa nominal anual fija en pesos del 18% y podrán ser respaldados por Sociedades de Garantías Recíprocas (SGR) y otros Fondos de Garantía.